miércoles

Mi vida puesta al fuego

"Mas él conoce mi camino;me probará,y saldré como oro"Job 23:10.
Inclinado él,lo vi contemplar el fuego y su metal,
y al contemplar allí,el Señor lo calentaba más y más.
"Mi metal",dijo él,"es calidad.Yo quiero el oro mejor,
para hacer una corona al Rey,corona de mucho valor."
Puso mi oro al fuego feroz.Yo quise decirle:"No".
La escoria derretía,no la vi,pero sé que el Señor la vio.
El oro brillaba más y más,y yo sólo pude llorar.
Yo vi el fuego,no su mano fiel;temí,empecé a dudar.
Al brillar nuestro oro más y más espejea a un ser inclinado;
Allí por el fuego,en su labor con ojos enamorados.
¿Le place a él hacernos sufrir y causarnos tanto dolor?
¡Ah,no!pero él  ve más que la cruz,él ve el eternal valor.
Espera allí en su vigilar con amor incomparable;
Él no calienta el oro más que lo necesario para limpiarlo. 


Autor desconocido.La Antorcha de la Verdad.

3 comentarios:

"Tere" dijo...

!Qué hermosa palabra! Cuando estoy pasando por pruebas, realmente siento que mi vida está siendo refinada como el oro y cuando todo pasó le digo a Dios:
Gracias Señor, porque he crecido gracias a Ti.
Siempre Dios da paz en el medio de las pruebas. !Qué bueno qué nuestro Dios se ocupa de nosotros! Bendiciones. Tere de Argentina.

zeidler dijo...

Sabes he visto que los que estan en la vid verdadera,no se amargan en la prueba y aun salen de ellas cambiados,nuestras mentes cambian en tiempo de pruebas,pero conozco a muchos que han pasado pruebas y no cambian sino que quedan mal,amargados,quejosos,y su mente no son renovadas,sabes esto duele.
Gracias Tere de Argentina por tu hermoso comentario y tu blog porque edifica,somos diferentes pero así Dios le agrado.Bendiciones.

Lissy dijo...

Que Dios las bendiga :)